Saltar al contenido

Noticias Contables y Tributarias

La contabilidad tiene diversas definiciones, pero podemos decir que es la rama que se especializa o encarga de todos los servicios que guardan relación con el registro mercantil.

En pocas palabras, se encarga de llevar a cabo todas las acciones relacionadas especialmente con la conformación de sociedades, desde su creación hasta su liquidación (de llegar a darse el caso).

También podemos definir la contabilidad como la ciencia que se encarga de estudiar, monitorear, verificar y analizar el patrimonio, la estabilidad económica y la situación financiera de una empresa u organización.

Actualidad de la Contabilidad en Colombia 2021

De esta manera, cualquier empresa u organización podrán evaluar su estatus económico, de manera que podrán tomar mejores decisiones con respecto al futuro inmediato.

Por otra parte, la contabilidad maneja la información económica de forma muy ordenada, de manera que cualquier agente externo pueda utilizar y verificar los números contables en cualquier momento.

Otros definen la contabilidad como una disciplina técnica que procesa los datos empresariales y económicos, para llevar así un registro cronológico acerca de la evolución de los patrimonios o bienes.

¿Qué son las Asesorías Contables?

Dentro del mundo de la contabilidad, tenemos algunos términos bastante interesantes que debemos conocer. De este modo, vamos tener una mejor idea cuándo vayamos hablar sobre términos contables.

Si queremos conformar una pequeña sociedad o una empresa que sea rentable a futuro, sin duda vamos a necesitar inexorablemente de una o varias asesorías contables. Así, vamos a poder llevar un registro mercantil adecuadamente.

Estas asesorías son necesarias para conformar y establecer todas las acciones pertinentes en lo que a finanzas se refiere, así como también a los sistemas de controles y registros relacionados con gastos e ingresos, además de otras operaciones comunes en las empresas.

Las asesorías contables Bogotá han tomado una gran relevancia en la actualidad, puesto que la estabilidad económica de la ciudad ha dado pie a la creación de nuevas sociedades y empresas que apuestan por el futuro, tanto de la ciudad como del país.

Si bien es cierto que este tipo de asesorías no eran muy populares hace un tiempo atrás, la necesidad de llevar un control desde la misma creación de las empresas hasta su liquidación, ha sido clave para convencer a los miembros e ir tomando mejores decisiones económicas

Un asesor contable debe conocer la realidad económica de la empresa, así como del entorno de la misma e incluso de la competencia.

De esta manera, podrá evaluar de una forma más acertada, la situación actual en la que se encuentra la empresa.

Dentro de los servicios contables que ofrecen los asesores, también deben estar evidentemente cosas muy básicas: saber y determinar cómo llevar la contabilidad, qué impuestos paga una empresa, así como llevar el control exacto de todas las operaciones financieras.

Asesorías Contables y Tributarias

Cuando hablamos de asesorías contables y tributarias, nos referimos al acompañamiento que se le hace al cliente, de forma que pueda haber una orientación más estricta o cercana en todas las operaciones que se vayan a realizar.

Este tipo de asesorías contables tributarias son muy importantes, ya que con ellas se logrará un mejor cumplimento de las leyes tributarias. De este modo, vamos a poder aprovechar o sacar partida de los beneficios que esto conlleva para la compañía.

Otro punto favorable de recurrir a este tipo de asesorías, es que los riesgos que conllevan a incumplir con los requisitos tributarios se verán notablemente reducidos, ya que tendremos mejores estrategias empresariales en la parte fiscal y financiera.

Por ello, contratar algunas asesorías contables y financieras a través de un outsourcing contable, puede ser una gran alternativa para todos aquellos pequeños y grandes empresarios, que no tienen muy claro la importancia de contar con un buen sistema contable.

Estas empresas son especialistas en este ámbito, además saben todo lo requerido sobre cómo llevar la contabilidad de una compañía en forma clara y precisa.

Empresas de Contabilidad

Las empresas de contabilidad son las que se encargan, como su nombre lo indica, de llevar la contabilidad de una empresa, por lo tanto, pueden ser consideradas como una empresa de servicios contables.

Como ya lo hemos mencionado, las empresas de la contabilidad son las que se encargan de ofrecer servicios contables a otras empresas, para así llevar a cabo los registros de los ingresos y de los gastos en el negocio.

También es necesario destacar, que las empresas de contabilidad deben asegurarse que todas las operaciones se realicen y ejecuten dentro del marco legal y por supuesto que esté vigente.

Además, todas estas operaciones deben estar bajo los formatos estandarizados por los entes reguladores de las transacciones comerciales. Todo esto lo puede llevar a cabo una empresa de contabilidad reconocida.

Cuando hablamos de los tipos de empresas contabilidad de una empresa, definitivamente pueden ser muy variadas.

Por lo tanto, dentro de las empresas de asesorías contables y el tipo de contabilidad que pueden ejercer, podemos destacar:

Contabilidad Financiera

Este tipo de contabilidad se lleva a cabo, sobre todo, para la obtención forma cuantitativa de toda la información de financiera que se maneje o haya manejado en una empresa. De esta manera, se podrá tener un conocimiento real sobre la vida económica de la empresa.

Esto es muy importante y necesario cuando se deben presentar los libros contables a posibles inversores o acreedores, así como a entes gubernamentales u otros organismos fiscales.

Contabilidad Fiscal

Se basa principalmente en los estatutos fiscales que establece la ley. Es estrictamente necesaria para poder llevar a cabo el control y registro de los impuestos o aranceles que se deben pagar según indique la ley o los organismos encargados de recabar los impuestos.

Por lo tanto, la contabilidad fiscal es fundamental para poder estar al día y no incurrir en faltas graves o impagos, que puedan ocasionar multas o pagos mayores.

Contabilidad de Gestión

Es muy similar a la contabilidad financiera, de hecho, es prácticamente lo mismo. La diferencia radica en que este tipo de contabilidad se limita a un uso interno, y por lo general se hace de manera más exhaustiva.

En ese caso, se pone en práctica para llevar un control de la sociedad, así como el cumplimiento de los objetivos y las metas trazadas por la misma.

Contabilidad Gerencial

Al igual que la anterior, este tipo de contabilidad se lleva a cabo para evaluar internamente las actividades económicas de la compañía y obtener toda la información contable, para así poder llevar adecuadamente la administración de la empresa.

¿Cuáles son los impuestos que paga una empresa en Colombia?

Desde hace ya un largo tiempo, todos los años en Colombia se debe hacer una declaración jurada acerca de los impuestos, bien seas una persona de tipo jurídica, natural o tengas un estatus como un gran contribuyente.

Estos impuestos deben declararse ante la DIAN, o lo que viene siendo la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales de Colombia. Y es que este organismo, lleva un control de los impuestos recaudados y de los contribuyentes en el país.

Por ello, es necesario que cada persona o ente comercial, declare anualmente los impuestos ante la DIAN tal como lo establece la ley. De esta forma, se evitarán posibles multas o sanciones por el incumplimiento de la ley.

Pero, en líneas generales, ¿qué impuestos paga una empresa en Colombia?Podemos decir, que los impuestos que deben pagar las empresas en el país son diversos, así que podemos mencionar solo algunos de ellos.

Y es que hay varios tipos de impuestos, algunos relacionados con el rubro de la empresa, con la ubicación, entre otros aspectos. Conócelos a continuación:

Impuesto de Renta

Es un impuesto que se debe pagar a nivel nacional, y debe cancelarse anualmente. Este impuesto está relacionado con las utilidades generadas por la empresa desde el primero (1) de Enero hasta el treinta uno (31) de Diciembre del año en curso.

Impuesto al Valor Agregado (IVA)

El Impuesto al Valor Agregado o como mejor se le conoce IVA, es quizás el impuesto más conocido por todos, puesto que en muchos productos (o todos) está anexado implícitamente y se cancela junto con el pago de dicho producto.

Muchas personas se preguntan qué es el IVA, el cual viene registrado en nuestras facturas una vez realizamos la cancelación de los productos en cualquier tienda.

Podemos decir que el IVA, es un impuesto que se paga a nivel nacional y está vinculado a la venta de muebles, bienes e importaciones, así como también a la prestación de servicios y juegos de azar. Es un impuesto que actualmente es del 19%.

Retención en la Fuente

Aunque hay mucha controversia acerca de este pago, porque muchos no lo consideran un impuesto como tal, queremos destacar que una especie de pago anticipado que se realiza al impuesto de renta, por tal motivo lo añadimos en esta lista.

Impuesto de Industria y Comercio (ICA)

El Impuesto de Industria y Comercio, mejor conocido como ICA, es un impuesto estrictamente municipal y debe ser cancelado por todos los industriales, comerciantes y prestadores de servicios, indistintamente si son personas naturales o jurídicas.

Este impuesto debe cancelarse en base a los ingresos generados u obtenidos en el municipio. Igualmente, es necesario destacar, que cada municipio cuenta con una regulación diferente, y en algunos casos hay exoneraciones según el contribuyente.

Impuesto al Patrimonio

Este impuesto va dirigido hacia las personas naturales, sucesiones ilíquidas, contribuyentes del impuesto sobre la renta y complementarios, así como también otros contribuyentes que se señalan en el artículo 292-2 del Estatuto Tributario.

Aquí se establece claramente, que será cancelado únicamente por aquellas personas o empresas que cuenten con un patrimonio líquido superior a 5.000 millones de pesos.

Por otro lado, se debe dejar muy claro que, según la DIAN, este impuesto es de carácter transitorio para personas naturales o jurídicas, puesto que tendrá una duración hasta el presente año 2021.

Gravamen a los Movimientos Financieros

El impuesto al Gravamen a los Movimientos Financieros, es totalmente indirecto al orden nacional y sólo se aplica a las diferentes transacciones financieras realizadas por los usuarios del sistema. Es administrado evidentemente por la dirección nacional de impuestos de Colombia (DIAN).

Todos los impuestos antes mencionados, forman parte de las leyes y tributaciones colombianas, los cuales deben ser cancelados en el tiempo o momento correspondientes para evitar inconvenientes legales.

El pago de impuestos no debe verse como una medida para afectar al ciudadano, por el contrario, los impuestos están dirigidos a solventar y cubrir muchas necesidades de la sociedad.

Por ello, muchas personas se preguntan, por ejemplo, para qué sirve el IVA, y sin duda este tiene su propósito bien sustentado, al igual que el resto de los impuestos en Colombia.

¿Qué es el régimen simple?

Muchas personas que no tienen un conocimiento profundo en el pago de los impuestos, se preguntan qué es el régimen simple, y realmente es una pregunta bastante sencilla de responder.

El régimen simple es un sistema de tributación opcional, destinado básicamente a sustituir el impuesto sobre la renta. Además, integra impuestos tales como el IVA, ICA, así como también los tableros y la sobretasa Bomberil.

El régimen simple de tributación trata demitigar o reducir las cargas formales que tienen los contribuyentes colombianos.

Adicionalmente, su objetivo se basa en impulsar la formalidad y facilitar el cumplimiento de las obligaciones tributarias contenidas en el marco de la ley.

Las personas que pueden tener acceso a este régimen simple de tributación, son todas aquellas personas naturales que desarrollen una empresa, la cual esté enmarcada en el ejercicio de la libertad de empresa e iniciativa privada (NO ESAL) con criterios empresariales.

También, tendrán acceso las personas jurídicas de naturaleza societaria, o aquellas que tengan ingresos brutos superiores a una tarifa debidamente estipulada por la DIAN.

El registro en este régimen puede reportar grandes beneficios a todas las personas antes mencionadas, ya que las tarifas por lo general oscilan entre el 1,8% y el 15%, dejándolas en un nivel claramente inferior con respecto al impuesto sobre la renta.

Este régimen ayuda también a impulsar la formalización laboral, ya que los pagos que realicen los empresarios a sus trabajadores por concepto de pensiones, disminuirán el impuesto a pagar del régimen simple tributario.